Seleccionar página

Nuestra primera parada en Emprendinauta será la famosa isla del “branding”, en donde comenzaremos por la primera inquietud de todos los emprendedores: el logo. Vamos a analizar el tema desde la necesidad de conseguir un logo al menor precio posible dentro de Perú.

Misión 1

Conseguir las piezas gráficas para

iniciar el emprendimiento.

Cuando empezamos un emprendimiento nos encontraremos con una diversidad de temas que hay que contemplar: proveedores, local, marketing, clientes, facturación, recursos, marketing digital, alquiler y etc; sin embargo, siempre existirá algo vital para todos: el diseño. Empecemos con las principales preguntas: ¿Qué es un logo? ¿Necesito un logo? ¿Cuánto me cuesta el diseño de un logo? ¿Que archivos me tienen que entregar con el logo?   El diseño gráfico es importante para un emprendimiento que se respete, pero hay que tener en cuenta, que lo importante no necesariamente quiere decir “costoso”. Pero para empezar, una clase rápida de lo que es en realidad un “logo”.

No voy a explicarte lo que dice la RAE sobre los términos o por qué existen estas diferencias semánticas, pero ten en cuenta que el “logo” que vamos hablar hoy, encierra muchas opciones y la mayoría son equivocadas. Sin embargo, por motivos de marketing digital y posicionamiento web, vamos a decirle «logo» a toda imagen que represente a la marca. 

 

¿Cuanto cuesta un diseñador profesional?

Lo primero, antes de hablar de lo menos recomendable que deberías hacer para tu marca,  te voy a contar cuanto cuesta un logo profesional. El diseñador debe ganar mínimo S/60 por hora, y debe de invertir mínimo 40 horas  en la creación. Con ese dato pueden hacer cálculos sobre el costo que tiene un diseño profesional.

 

¿Por qué un logo barato?

Posiblemente estés invirtiendo todo tu dinero en otros aspectos de tu emprendimiento, y consideres que el logo es solo una característica de tu negocio que no debería ocupar más de lo necesario de tus recursos. Esto sucede todo el tiempo, incluso me he cruzado con comunicadores que quieren gastar lo mínimo para crear su logo, menos de lo que otros clientes no-comunicadores invierten. Si tú eres parte de este grupo de personas, sigue leyendo.

Un logo barato está bien si estás en pleno inicio de tu emprendimiento, quieres empezar a probar tu modelo de negocio y tu bolsillo anda ajustado; parece que acabo de describir a todos los emprendedores que conozco, pero también hay que tener en cuenta las consecuencias de tu decisión

¿Que podría pasar si contrato un servicio barato de logo?

Muchas cosas, en su mayoría malas, pero no desesperes, sigue leyendo y encontrarás la forma de salir airoso en la creación de tu logo “precio emprendedor”.

Para aclarar, vamos a dejar de lado la idea de ir a Wilson a hacer el logo, eso simplemente es suicidio, no estás ahorrando en nada tomando esa decisión y estarías perdiendo el tiempo leyendo sobre las consecuencias que hay detrás de pagar por un servicio ahí.

En primer lugar, al adquirir un logo barato lo que estás haciendo es limitando el tiempo en que el diseñador le va a dedicar a la creación de tu identidad de marca. Al limitar el tiempo, estás cortando la creatividad, la investigación, el acabado y finalmente estás cortando la oportunidad de generar un impacto positivo en tu consumidor final.

En segundo lugar, dependiendo del tipo de mercado en que te metas, podrías estar entrando a competir con desventaja desde el inicio de tu emprendimiento.

En tercer lugar, el nivel de profesional que acceda a cobrar barato por un logo va a ser alguien que está dando sus primeros pasos en la carrera o que te estima mucho. El producto final puede que no sea profesionalmente competitivo, y los tiempos de producción se pueden estirar demasiado.

En cuarto lugar, es la paciencia a los cambios. Posiblemente el diseñador te establezca un límite de cambios alrededor de la creación de tu logo. Es decir, si pides tres cambios en tu logo, y aún así no te sigue gustando el trabajo final, el cuarto cambio te va a  costar un monto extra.

En quinto lugar, la imitación. Lo más seguro es que si contratas al diseñador equivocado, esta persona puede adaptar un logo ya creado en el mundo para tu negocio. No te tengo que explicar el problema que esto tendría para ti y tu marca, he conocido casos en donde incluso agencias de comunicaciones tuvieron la osadía de hacerlo y terminaron perdiendo más que al cliente.

Por último, una buena consecuencia,  es que un logo a veces no es definitivo. Así es, si en un inicio no tienes un socio o la asesoría adecuada para crear un logo profesional, y además, no cuentas con la solvencia económica para invertir, lo más seguro es que tu propio negocio te va a indicar la hora en que tengas que renovar tu imagen. Por eso lo importante al tomar esta decisión es no tratar de ahorrar, sino de avanzar con tu emprendimiento. Obviamente lo malo es cambiar toda la papelería y los recursos físicos que hayas creado, pero nada de eso te dará dolor de cabeza si es que el cambio es para bien. Ten en cuenta no adquirir demasiada cantidad física publicitaria si es que no estás totalmente satisfecho con el logo barato. Este último punto fue difícil de sacar, ha sido como ver el vaso medio lleno para no desalentar a todos… pero tengo un caso para demostrar que no todo es en vano:

Pongamos un ejemplo, una de las primeras empresas con las que colaboré era un negocio familiar cuyo logo barato era un isologo que tenía tres idiomas en el texto y una imagen pixeleada de fondo. Cuando un conocido les creó el «logo barato”, ellos solo necesitaban un nombre para ser identificado por los vecinos de su cuadra. En más de 10 años de existencia, la gente no conocía el isologo y el público objetivo había crecido en 50 veces su número inicial. En el momento en que se dieron cuenta que estaban participando en ligas más grandes, el logo final se convirtió en una necesidad. No sólo como identificación, también como cambio de visión.

¿Cuánto me cuesta el diseño de un logo barato?

Existen dos caminos para conseguir el menor precio para crear un logo: local o exterior. Local se refiere a cuando buscas a un profesional dentro de tu ciudad con el cuál puedes negociar y trabajar de manera física. Exterior es cuando contratas a un diseñador que ofrece sus servicios vía web, con el cual te comunicas por correos, skype o whatsapp y lo contratas a través de plataformas de freelancers internacionales o por redes sociales.

En Emprendinauta hemos usado ambos tipos de servicios, y lo mejor que puedes hacer para empezar, es trabajar con alguien local. Porque para externalizar este tipo de trabajo,y creo que cualquier tipo de servicio, necesitas tener un mínimo de experiencia para evaluar mejor los resultados y adelantarte a los inconvenientes que van a aparecer.

Un logo local

La cantidad de opciones con la que cuentas en el mercado local es muy amplia, pero lo mínimo que he pagado por un logo es: S/350.

Con esa cantidad te aseguras que un estudiante, aficionado o profesional te haga un logotipo limpio y usable para cualquier tipo de medio que requieras.

¿Qué archivos deberían venir con el logo?

Cuando contrates un servicio de diseño de logo, aún cuando se trate de un logo barato, tienes que especificar los formatos en el que debe ser entregado; para que en un futuro no tengas que volver a contratar el servicio: 

  • Logo en archivo modificable ( .PSD o .AI): Es el formato de los programas de diseño.
  • Logo en escala de grises: Para cuando necesites imprimir en blanco y negro.
  • Logo en blanco: Cuando quieras ubicar el logo en fondo negro u oscuro.
  • Logo final en alta (PDF): Para que lo puedas llevar a imprimir en cualquier sitio sin problemas.
  • Logo final (Jpg, Png o Jpge) : Es el archivo de tu logo en calidad media, para que lo puedas usar para tus publicaciones digitales, para tus hojas membretadas y para todo lo que se te ocurra. Si quieres hacer una gigantografía, tendrás que usar el logo en alta en PDF.

Apuntes finales para tener un logo barato

Finalmente, como lo que quieres hacer es pagar lo menos posible para tener un logo, y ya conoces las consecuencias. te voy a dar algunos consejos para que puedas salir airoso de esta experiencia.

Al inicio del tema, te señalaba que una de las consecuencias negativas de adquirir este tipo de servicio es el limitado tiempo que va a tener el diseñador para trabajar en tu logo barato. Porque lo que tú ahorras en presupuesto, él o ella, lo va a ahorrar en tiempo. Entonces, lo que tienes que hacer es enfocarte en darle todo lo necesario para nutrir su creatividad en el menor tiempo posible. A continuación te dejo una lista de «items» que puedes agregarle al correo final que le vas a enviar:

  • Referencias: ¿Has visto algún logo que te haya gustado? Una imagen vale más que mil palabras, las referencias sirven como una guía para que el diseñador no adivine lo que estás esperando.
  • Brief: Un brief es la hoja de ruta para que el diseñador entienda de lo que se trata tu negocio, no es lo mismo hacer un logo para una tienda de frutas que para una agencia de comunicaciones. En el siguiente enlace, vas a encontrar una entrada general para este apartado que te va a funcionar para toda tu estadía dentro de la isla del branding en Emprendinauta.
  • Propuestas: Al inicio del intercambio de trabajo, tienes que pedirle mínimo tres propuestas que sean distintas entre sí. Logos que contengan ideas o  conceptos diferentes para que puedas elegir.
  • Reúnete: Si estás contratando a alguien localmente, deberías aprovechar y juntarte con el diseñador para controlar el rumbo del trabajo final. Las reuniones son claves, antes, durante y después de la presentación inicial de propuestas.
  • Cambios:  Antes de decidir por algún cambio, consulta por opiniones a otros, posiblemente tus gustos te jueguen en contra.

Si estás buscando donde conseguir un diseñador que te cobre barato por tu logo, puedes empezar en los grupos de facebook de diseño o comunicarte con Emprendinauta para ver si podemos ayudarte de alguna manera. No somos partidarios de los logos baratos, pero creemos en que los emprendimientos tiene que avanzar.

Esto es el tipo de diseño de logo que en Emprendinauta recomendamos hacer. Porque lleva un trabajo mucho más profundo e interesante para ambas partes. Y el resultado final llena de orgullo a todos.